/Ella escribe las canciones/#16 Vamos a jugar en el sol*]

sol.jpg

Le costaba respirar.

 

Iba dando tumbos en la discoteca con la mirada perdida,

balanceando su whisky-cola como si estuviera en una noria

y haciendo camino al andar con la mandíbula.

 

Y fumábamos.

Por aquel entonces se podía fumar en los lugares públicos.

Y fumábamos mucho,

no había en las cajetillas anuncios,

nos hacía sentirnos mayores.

 

Las drogas, a él,  con los años,

le terminarían pasando factura.

 

Pero aquella noche yo le seguía a una distancia prudencial.

 

No quería que se quedara anclado en la soledad,

necesitaba sentirme “inocente” cuando despuntara el alba

y quería controlar a un pura sangre que había enterrado su alma.

 

Tropiezo, caída, vaso hecho añicos

y la copa derramada en la espalda de la chica morena

que me mira con compasión a los ojos.

 

Un paso para levantarse,

su brazo buscando el mío,

su sonrisa expectante al público.

 

Cuando logró ponerse recto,

parecía un jodido torero saludando al tendido cero.

 

Un perdón.

Y esa canción…

…Vamos a jugar en el sol,

todos los días son días de fiesta…

 

Aquél en concreto duró hasta el amanecer.

 

 

 

3 thoughts on “/Ella escribe las canciones/#16 Vamos a jugar en el sol*]

  1. Es que pensando…, porque ahora hay mucho tiempo para pensar…, me dio por recordar lo que fumábamos antes en los sitios…,era una cosa tremenda, ya no entro si bueno o malo, o mejor o peor, pero creo que no me equivoco, que aunque hubiéramos tenido esas imágenes en las cajetillas nos habría dado igual…

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s